HD.com.do
Home Gadgets

Cada vez que nos conectamos con nuestros dispositivos a través de una red Wi-Fi (que no sea la de nuestra casa) estamos expuestos a que cualquier otra persona que esté conectada a la misma red (y que tenga los conocimientos suficientes) obtenga de alguna manera un acceso no autorizado a nuestro equipo. Muchas personas han visto como al estar conectadas a las inseguras redes Wi-Fi abiertas o públicas, comunes en restaurantes, bares, cafeterías, aeropuertos, hospitales, hoteles, tiendas, centros comerciales y demás lugares, han sido víctimas de individuos con malas intenciones, perdiendo información importante, accediendo a nuestros perfiles en redes sociales, a nuestro correo electrónico y tanto más puedan conseguir. De hecho hay una extensión para Firefox que permite hackear con un click cuentas de Facebook, Twitter, Google+, Windows Live y muchas más, capturando paquetes en redes Wi-Fi que tienen sesiones públicas para robar usuarios y contraseñas de otras personas.

Para estar un poco más tranquilos cuando navegamos fuera de casa o no confiamos mucho del Wi-Fi público disponible, es adecuado usar un buen programa que nos ofrezca algún servicio de VPN que nos brinde esa protección. Un VPN es una red privada virtual. Cuando usamos un cliente o un programa para conectarnos mediante VPN lo que hacemos es que en vez de estar conectados directamente a Internet, lo hacemos mediante un intermediario, el cual oculta nuestra dirección IP, protegiendo nuestra identidad, nuestros datos y manteniéndonos a salvo de miradas indiscretas en la red. De igual forma, el uso de este sistema tiene otra ventaja, y es que podemos conectarnos a sitios web que por nuestra ubicación geográfica están bloqueados (Hulu, Vevo, Pandora y muchos otros sitios y servicios web que sólo pueden ser usados en territorio estadounidense). Las siguientes son tres opciones que pueden usar en Windows, Mac, iPhone, iPod Touch y iPad para estos fines:

TunnelBear

Es sumamente sencillo de usar. Lo primero que hay que hacer es abrir una cuenta en el servicio. Tras hacer eso podremos descargar el programa el cual contiene sólo dos botones, uno para encender y apagar el programa, y otro para seleccionar nuestra ubicación: Estados Unidos o Reino Unido. Posee tres planes: uno gratuito y dos de pago. El gratuito tiene un límite de transferencia de 500MB, mientras que los de pago son ilimitados. Actualmente tienen una promoción en Twitter, el cual por un tweet te dan 1GB adicional para datos, por lo que al mes puedes conseguir 1.5GB. Está disponible gratis para las plataformas Windows y Mac. Para usarlo en el iPhone, iPod Touch y iPad debes tener un plan de pago.

Cloak

Es otro gran servicio de VPN, muy fácil de usar también y con una interfaz bastante minimalista. Para ponerlo a funcionar es necesario abrir una cuenta y descargar el programa. Sólo nos permite conectarnos a servidores en Estados Unidos, pero para la gran mayoría esto no es un problema. Cloak tiene tres planes al igual que TunnelBear, uno de ellos es gratuito pero con la salvedad de que da 1GB de transferencia de datos o 2 horas de uso (el que uses o gastes primero de los dos). Puedes usar el plan gratuito en tu Mac, iPhone, iPod Touch y iPad con la misma cuenta.

Hotspot Shield

Para algunos este es un viejo conocido. Usando comúnmente en Windows, se ha lanzado ahora al ecosistema de Apple y podemos encontrarlo en versiones para Mac y dispositivos iOS (tienen una versión para Android en desarrollo). Hay que destacar que aparte de la protección, este servicio promete comprimir el uso de datos en 3G, logrando con esto ahorrar o extender el plan de datos que tengas disponible. Hotspot Shield es gratuito (pero inserta algo de publicidad en la navegación) y también posee planes de pago. Si deseas, puedes probarlo gratuitamente por 7 días en tu iPhone, iPod Touch y iPad.


« | »